Prototipo para comedor escolar

La propuesta de comedor escolar se compone de una pieza de comedor sencilla, de acabado blanco, continua, con bordes redondeados y perforada por grandes ojos de buey coloreados, los cuales pretenden dotar al comedor de una imagen desenfadada, convirtiéndolo en el elemento atractivo del patio ante los ojos de los más pequeños. Por contra, la pieza de servicios se plantea como un prisma más rígido, acabado con piezas cerámicas en distintas tonalidades verdes, perforada únicamente por pequeños huecos alineados de geometría rectangular.

Como aliciente para los más pequeños, se plantea la creación de una “promenade” o paseo como herramienta arquitectónica para permitir a los niños que se apoderen de un espacio que creemos debe pertenecerles, todo ello mediante una variación en altura que les supondrá una componente de diversión previa al almuerzo.

Esta “promenade” cuenta a su vez con dos recorridos alternativos, uno simple para los más pequeños, con elevación en forma de rampa y bajada a través de un tobogán, y un segundo recorrido en paralelo de mayor complejidad física para edades intermedias, que cuenta con variaciones volumétricas, escalonamientos y elementos colgados, que ofrecen una serie de retos que el niño irá superando a medida que su crecimiento natural lo permita.

Datos del proyecto:

Fecha: Septiembre 2008

Situación: Chiclana de la frontera (Cádiz)

Promotor: Agencia Pública Andaluza de Educación y Formación

Superficie: 285 m2

Infografías: ©UMMOestudio